A quien nos lee,
si quieres apoyar nuestro trabajo te invitamos a suscribirte a la edición impresa.

SUSCRÍBETE

CUADERNO NEXOS

Dr. Héctor Aguilar Camín

Director,

NEXOS

Ciudad de México.

Marzo de 1991.

Estimado Sr. Director:

He leído con atención la carta enviada por el Lic. Carlos Reta, Director General de Información de la Secretaría de Relaciones Exteriores, en relación con mi artículo aparecido en el Cuaderno de nexos en el mes de febrero (nexos 158).

Me doy cuenta de que efectivamente se trata de una equivocación de mi parte en tanto que México no «votó» directamente por las resoluciones aludidas del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. Sin embargo, el argumento que he presentado en el artículo se sostiene puesto que México sí expresó su apoyo a dichas resoluciones.

El objetivo de estas últimas era obligar a un estado agresor, el cual se había anexado a otro por la fuerza, a restablecer y respetar la soberanía del afectado. La historia está llena de ejemplos donde, a pesar de lo que muchos desearíamos, el uso de la fuerza ha sido necesario como medio para lograr la paz sobre bases firmes y duraderas. Este fue el espíritu de las resoluciones del Consejo de Seguridad, y en México se llegó a considerar el posible apoyo directo a las fuerzas militares de la coalición formada por las Naciones Unidas. Esto simplemente lo prefirió olvidar el señor Reta.

Le agradeceré la publicación de este comentario.

Atentamente,

Gabriel Székely