Calle de Tacuba 53.
En esta casa vivió el escritor Manuel Payno (1820-1894), autor de dos de las novelas fundadoras de las letras mexicanas: Los bandidos de Río Frío y El fistol del diablo.


Manuel Payno es uno de los 18 letrados liberales de los que habla con extraordinaria llaneza y lucidez el historiador Luis González en su ensayo El liberalismo triunfante. Guillermo Prieto retrató así a Payno en Memorias de mis tiempos: “Era Manuel de color apiñonado, de cabello negro, sedoso, de ojos hermosos de sombría pestaña; esmerado en el vestir, pulcro en las maneras y de plática sabrosa y entretenida”. Vicente Riva Palacio lo retrata al cruzar el apacible bosque de los setenta años. De aquel encuentro sale un viejo liberal de barba habsbúrgica, atrincherado en su casa de San Ángel, rodeado de objetos excéntricos y extraordinarios, recuerdos de sus viajes con los que montó un museo personal en su casa de las afueras de la ciudad.

29-tacuba

Ilustración: Kathia Recio

La generación de escritores a la que perteneció Manuel Payno estuvo unida por la obsesión de un sueño: “emancipar a la literatura nacional”. De ahí se desprende su obsesión por el paisaje, por los nuevos mexicanos que habitan el territorio nacional, por el pasado indígena donde buscaron certezas y orígenes culturales, por las tradiciones y leyendas del pasado inmediato. Payno escribió dos clásicos de las letras nacionales: Los bandidos de Río Frío, novela de extraña y perturbadora actualidad, y El fistol del diablo, novela por entregas de fantasmas y destinos cruzados.

 

Rafael Pérez Gay
Escritor y periodista. Entre sus libros: El cerebro de mi hermano, El corazón es un gitano, Nos acompañan los muertos y No estamos para nadie. Escenas de la ciudad y sus delirios.