A quien nos lee,
si quieres apoyar nuestro trabajo te invitamos a suscribirte a la edición impresa.

SUSCRÍBETE

LA NUEVA BANCA EXTRANJERA: MUCHO RUIDO Y POCAS NUECES

POR LETICIA JUÁREZ GONZÁLEZ

La alta participación de los bancos extranjeros en México no se ha traducido, según perciben los usuarios y la población en general, en una mejoría en los precios de los servicios bancarios.

El proceso de fusión de las instituciones financieras mexicanas con grupos extranjeros consolidados generó, en los ámbitos financiero, económico y gubernamental, el reconocimiento de una interesante oportunidad para modernizar sus servicios y reactivar el crédito. En otros espacios se indicó el riesgo del abandono de un sector económico relevante al capital extranjero y se expresaron dudas de las supuestas ventajas en calidad y eficiencia del servicio.

En mayo de 2001 se recibía con simpatía el anuncio de la venta de Banamex a Citygroup (excelente/bien 59%) sin alcanzar a identificar sus ventajas (6l% no sabe). Poco más de la mitad expresaba su acuerdo con la fusión, asociándolo a la expectativa de mejor servicio y mayor capital.

¿Qué ha pasado desde entonces? Dos terceras partes de la población con teléfono en su vivienda sabe que la banca es extranjera (67%). Cuatro de cada diez reconoce que él o algún familiar cuenta con servicios bancarios, principalmente, tarjeta de crédito (20%).

La percepción sobre la calidad y el cobro de comisiones es desfavorable y diferente según el servicio. La población en general y los usuarios, evalúan bien la papelería que usan los bancos (74%), el horario del servicio (71%), la atención de los empleados bancarios (63%) y el servicio telefónico (58%). La rapidez en las cajas (48%) y los servicios de internet (47%) dividen opiniones. Se califica mal el tiempo de espera en las filas (43%), los intereses que paga el banco (59%) y los intereses que paga el usuario por los servicios bancarios (54%).

El cuadro 1 muestra que son excesivos los cobros por los servicios de la banca: la mitad de los usuarios considera caras las comisiones por el uso de cheques, manejo de cuenta, cheques rebotados y el uso de cajero. Un poco menos, la consulta de saldos, las operaciones con otros bancos y el pago de servicios como luz, agua y teléfono. n

Acontecer Nacional y Opinión Pública. BGC, Ulises Beltrán y Asocs. S.C. Los datos que se presentan provienen de encuestas a la población con teléfono en su vivienda realizadas el 31 de mayo del 2001 y el 30 de junio del 2004. La muestra tiene validez nacional y fue aplicada a población mayor de 18 años. 400 entrevistas efectivas. Método de selección de la muestra: arranque aleatorio y selección sistemática de los números telefónicos residenciales mediante el sistema CATI (Computer Assisted Telephone Interview).