El corrido mexicano y chicano continúa la tradición musical de los siglos de plasmar asuntos políticos e inscribir en su lírica la historia del pueblo. Es así como nos encontramos con numerosos corridos diseminados en el siglo XXI por medio de internet enfocándose en la figura controversial del presidente estadunidense Donald Trump. En el presente ensayo considero que los corridos continúan articulando una fuerte protesta social siguiendo la tradición establecida desde el siglo XIX, pero usando nuevos medios de transmisión y comunicación como internet. Esta afirmación se puede confirmar a través de una vista panorámica de los corridos escritos durante las elecciones estadunidenses presidenciales del año 2016. El candidato y hoy presidente, Donald Trump, ha estimulado la producción de numerosas piezas musicales de este género en las cuales contienen una fuerte protesta y crítica en su contra, dado que comenzó su candidatura en las Torres Trump (Trump Towers) en la ciudad de Nueva York el 16 de junio de 2015 articulando un sorprendente racismo y una visión ofensiva en contra de los inmigrantes mexicanos en Estados Unidos, calificándolos de violadores (rapists) y criminales.1 El pueblo chicano y sus corridistas han respondido con un significativo número de canciones denunciando a Trump (“El Trompas” como algunas obras musicales lo denominan). Las composiciones retoman la tradición venerable de este género que se inspiran en una forma cultural respetada por varios siglos para estructurar sus críticas al mal intencionado y equivocado racismo de Trump. Propongo en este ensayo que la flexibilidad en la estructura y la infinita variedad de temas que abarca el corrido lo llevan a ser el vehículo perfecto para contestar y contrarrestar las calumnias, que de ninguna manera son merecidas, articuladas por Donald Trump hacia el pueblo mexicano/chicano.

Ilustración: Patricio Betteo

Los cantantes de los corridos históricamente se han ajustado fácilmente a las nuevas tecnologías que han surgido a través de los años tales como el gramófono, la radio y el cine. Al apropiarse los corridistas de las nuevas formas de comunicación han podido de inmediato usarlos con gran éxito para transmitir sus obras musicales al pueblo. Mi estudio subraya cómo los corridos escritos en contra de Trump demuestran la sobrevivencia de este género y su uso en la búsqueda por la justicia social. Subrayo también que internet —inventada a fines del siglo XX— inició una nueva etapa en la difusión del corrido. Internet ofreció la facilidad de que los corridos se comenzaran a cantar a través del espacio cibernético.

 

Podemos trazar el origen de los corridos contemporáneos dedicados a Trump en la tradición de escribir y cantar obras musicales dedicadas a presidentes estadunidenses. El ejemplo más espectacular son los 21 corridos escritos y cantados al presidente John F. Kennedy en la década de los 1960. Dan William Dickey publicó el libro titulado The Kennedy Corridos,2 donde analiza varios de ellos. Todos los textos de estas baladas en honor a Kennedy plasman una gran admiración por este presidente y demuestran un contraste enorme con los corridos dirigidos a Trump. Los chicanos en esos corridos expresan sin lugar a dudas su simpatía por este líder norteamericano. En la lírica de los corridos a Kennedy este presidente es plasmado como una figura heroica; lo opuesto de Trump, a quien se le insulta y vilifica usando palabras fuertes y aun groseras.

Todos los corridos que he encontrado en mi investigación a través de internet dedicados a Trump son muy negativos. Esto contrasta no sólo con los corridos dedicados a John F. Kennedy, sino con los corridos más contemporáneos en honor al presidente William Jefferson Clinton (Bill Clinton). Y en años recientes Barack Obama atrajo la imaginación del pueblo chicano y los corridos dedicados a él demuestran una gran admiración y simpatía por el primer presidente afroamericano. Los corridos para Obama son muy alegres y positivos, como “Viva Obama, 2008”; “El corrido la reelección de Barack Obama”; “Corrido a Obama” (por Pepito de Progreso); “Corrido de Obama (René Paz); “Corrido de acción ejecutiva de Obama” (Conjunto Diamante Norteño); “El corrido de Obama” (Miguel García); y “Corrido Barack Obama” (Los Tigres del Norte).

Hillary Clinton y Bernie Sanders, candidatos demócratas a la presidencia de Estados Unidos, también tienen corridos escritos en su honor. El famoso cantante Vicente Fernández interpreta “El corrido de Hillary Clinton” y presenta a Hillary de una manera muy positiva. El corrido del muy popular Bernie Sanders fue escrito e interpretado por Juve Quintana y su Grupo La Meta. Salió en internet el 25 de marzo de 2016 con el título “El Quemazón” (“The Burn” para Bernie).

 

Hay numerosos corridos dedicados a Trump donde aparece como protagonista; por ejemplo, “El corrido de Donald Trump” (Los Tres Tristes Tigres); “La jaula de Trump”; “El muro Donald Trump (Los Tigres del Norte) y “La muerte de Donald Trump”.

Los corridos escritos para Trump son casi todos negativos, algunos más que otros. Hay unas baladas que tratan de expresar las quejas articuladas por el corridista de una manera inteligente y lógica como por ejemplo en el texto de “El corrido de Donald Trump”, que comienza con la propia voz de Trump diciendo:

“When Mexico sends its people, they are not sending the best; they are sending people with lots of problems and they are bringing these problems to us. They are bringing drugs; they are bringing crime; they are rapists”. [“Cuando México manda a su gente (a los Estados Unidos) no manda lo mejor; está mandando gente que tiene muchos problemas y nos traen esos problemas a nosotros. Traen drogas; ellos traen el crimen; son violadores”.]

Estos asertos de Trump son retados y desmentidos por el corridista (Tony Reto) quien apunta severamente:

Mr. Donald you don’t deserve it
But here is your corrido
I know you have your mind
On becoming president
But with those comments
You’ve lost it all.

I’ll tell you, I’m proud
To be Mexican
And I live here
I contribute to your nation
I’m a hard worker.
And I do my best
To look after my own.

Who tends to the garden
on your mansion?
Who brings them to life
And lifts your country?
Could be María, Juan Miguel
or Asunción.

*
Sr. Donald usted no se lo merece
Pero aquí está su corrido
Yo sé que usted tiene fija la mente
de ser presidente
Pero con esos comentarios
Ya lo perdió todo.

Yo le digo que soy orgulloso
De ser mexicano
Yo vivo aquí
Y contribuyo a su nación
Yo soy muy trabajador
Y trato lo mejor que puedo
De ver por mi propia gente.

¿Quién tiende a su jardín
En su mansion?
¿Quién les da vida
Y eleva a su país?
Puede ser María, Juan Miguel.
o Asunción.3

Los corridos de Trump tambien pueden ser clasificados como antiheroicos. El presidente no es representado como un héroe; al contrario, está presentado como un hombre maligno. En los corridos tradicionales el texto honra o glorifica a un individuo. Los anticorridos han surgido relacionados con los traficantes de drogas; los jefes de este mundo de narcotraficantes. En los corridos de Trump el protagonista no es admirado sino vilificado, en ciertos casos es representado como un payaso, un bufón. Un ejemplo de esto es “El corrido de Trump y la Hillary”. Esta obra es además interesante porque está escrita en forma bilingüe: en inglés y en español con cambio de códigos dentro de las estrofas.

“El corrido de Trump y la Hillary” es un video que presenta un grupo musical, La Banda La Maravilla, cantando el corrido con actuaciones cómicas. El corrido es interpretado en forma bilingüe: en español e inglés y cambia constantemente de lenguajes. El trueque de las dos lenguas es parte del humor. La obra musical satiriza a Donald Trump burlándose de su cara que al tratar de broncearla le sale anaranjada. En el tercer y cuarto versos de la primera estrofa dice: “It is between Hillary Clinton/And a toupee on a Cheeto”. Es, decir que la contienda es entre Hillary Clinton y una peluca puesta sobre un Cheeto. Además de la sátira inscrita en el corrido, los miembros de La Banda La Maravilla bailan mientras tocan y cantan. Los jóvenes bailan con dos imágenes de cartón representando a Hillary y a Trump. Al final, ponen a las dos imágenes de cartón bailando juntos —uno con otro. Las estrofas insultan a Trump llamándolo “pendejo” y a la esposa, Melania, llamándola “mojada”, ya que según reportes de periodistas ella no tenía visa para trabajar en Estados Unidos.

El corrido de Trump y la Hillary

Ahí viene el new Presidente           
Presidente de los Estados Unidos  
It’s between Hillary Clinton
And a toupee on a Cheeto.  
If you’re not sure who to vote for  
Escuchen este corrido.        

WikiLeaks hacked Clinton’s emails
They say that Hillary es tranza      
The DNC favored Clinton    
Bernie nunca tuvo chansa.  

Now Hillary es candidate    
And she’s our only esperanza
Su rival es Donald Trump   
Dice puras pendejadas.       

Desde Brownsville a Tijuana
No quiere a los inmigrantes
Aunque su esposa es mojada
Aunque su esposa es mojada.

*

Ahí viene el Nuevo Presidente
Presidente de los Estados Unidos
Es entre Hillary Clinton
Y una peluca (puesta) en un Cheeto
Si no sabes por quién votar
Escuchen este corrido.

WikiLeaks robó los correos electrónicos de Clinton
Dicen que Hillary es tranza
El DNC favorecía a Clinton
Bernie nunca tuvo chanza.

Ahora Hillary es candidata
Y ahora es nuestra única esperanza
Su rival es Donald Trump
Dice puras pendejadas.

Quiere construir un Muro
Desde Brownsville a Tijuana
No quiere a los inmigrantes
Aunque su esposa es mojada
Aunque su esposa es mojada.

*

Make your voice heard with your ballot
Paisas, chicanos y pochos   
Y vota por quien te guste    
Mientras no sea el Pinocho
Mientras no sea el Pinocho.

*

Asegura que tu voz cuente con tu voto
Paisas, chicanos y pochos
Y vota por quien te guste.
Mientras no sea el Pinocho
Mientras no sea el Pinocho.

Existe un compendio de corridos enfocado en el famoso muro que Donald Trump quiere construir. Durante las elecciones presidenciales Trump prometió erguir un muro dividiendo la frontera México-Estados Unidos. Además, según él, México pagaría los costos. Este proyecto de Trump ha sido muy controversial y por supuesto la picardía mexicana a tomado este tema y ha escrito un significativo número de corridos parodiando a Trump y su muro. Algunos ejemplos incluyen: “El murito de Donald Trump” (parodia de la canción “Despacito” de Daddy Yanqui y Luis Fonsi, realizada por Calaverito Noviembre; “Di no a los muros” (reguetón por El Calaverito); “El muro de oro de Donald Trump” (Calaverito Noviembre); “No hagas el muro Donald Trump”; “La muerte de Donald Trump” (parodia de la canción “Carrera contra la muerte”, hecha por Calaverito Noviembre); “El Muro” (parodia también producida por Calaverito Noviembre); “El muro de Donald Trump” (Erika Vidrio).

En “La muerte de Donald Trump” Calaverito Noviembre expresa lo siguiente:

No le importa quiéen sea
La muerte agarra parejo
¿Quién diría que una diarrea?
Mataría a este pendejo.

Carajo, pelos de elote
Ya se te acabo el future
Ojalá y que Satanás
Te permita hacer un muro.
Por arrogante y culero
Calavero te parodia.

Otros corridos de Donald Trump que captan la atención son los que contraponen a Trump con El Chapo. Los corridos demuestran la admiración que el pueblo parece tenerle al famoso narcotraficante Joaquín El Chapo Guzmán. Algunos títulos incluyen: “La llamada del Chapo a Donald Trump” (Erika Vidrio); “Donald Trump vs. El Chapo” (José Robles “El Guacho”). Otra composición interesante es “El Nazi Donald Trump vs. Pitbull” (parodia El Taxi-Botalla).

 

Los corridos continúan siendo la voz del pueblo. La lírica de estos textos musicales son el medio perfecto de comunicación para la gente que desea articular sus desacuerdos con los políticos que injurian a su comunidad. En sus estrofas el trovador articula su posición política y puede satirizar a políticos corruptos. Por otra parte, también puede admirar a políticos que apoyan a su gente y que abogan y trabajan por el bien de todos. El presidente Trump es uno de estos políticos corruptos que para obtener votos comenzó su candidatura insultando a los mexicanos y a los inmigrantes. Así fue como rápidamente se transformó en una figura especialmente odiada por el pueblo mexicoamericano. La cultura popular ha encontrado en la figura de Trump un perfecto blanco para inscribir su odio y desacuerdo con su política racista. Más de una docena de corridos se han escrito y diseminado a través de internet y así confirman la habilidad de los integrantes de este género musical de hacerlo sobrevivir y florecer especialmente en épocas turbulentas de la historia. El corrido ha inmortalizado la figura de Trump, pero no de la manera que él hubiera deseado.

 

María Herrera-Sobek
Vicecanciller asociada para Diversity Equity y Academic Policy. Profesora titular del Departament of Chicana/o Studies, Universidad de California, Santa Bárbara.


1 Time, “The Brief Newsletter”, consultado el 17 de enero de 2018.

2 Dickey, Dan William, The Kennedy Corridos: A Study of the Ballads of a Mexican American Hero, Austin, The University of Texas, monografía núm. 4, Center for Mexican American Studies, 1978.

3 Compositor José Antonio Barba (Tony Reto) https://binged.it/2RrKqfH

4 Banda La Maravilla. Mitu, Inc. Copyright 2016. Escrito el 15 de octubre de 2016. https://bit.ly/2AFPM1z. Consultado el 18 de mayo de 2017.