El dilema de Hámster

Llegado el momento de decidir sobre qué clase de asuntos escribir no se abren muchos caminos: o se es honrado o no se es. Dicho de otra forma: o se es (siendo honrado) o no se es (siendo indecente). He aquí el dilema de Hamlet y también el de una pariente mía que vive en Orizaba. ¿Y qué quiero yo decir con la palabra honrado? Esperar a que pase la locomotora, nada más. Y esperar a que la locomotora pase requiere de un tonel de paciencia y santa resignación. La mentada locomotora, incluidos vagones, está representada por lo que en realidad me afecta, lo acepte o no lo acepte. Pongamos un ejemplo a buen precio: si escribo sobre una pintura del siglo XVII cuando me aprietan los zapatos estoy siendo indecente: lo que debería yo hacer es ponerme a escribir acerca de los zapatos, y punto. Les confieso que ésta es mi manera de proceder a la hora de escribir y no presumo de poseer un método, sino que me dejo de tonterías y me resigno a no elegir yo mismo mis temas: me dispongo a llevarlos a cabo y nada más; pico la piedra que tengo enfrente y no me entrometo, zapapico en manos, donde no me llaman.

Este artículo está disponible sólo para suscriptores

Si ya tienes una suscripción puedes iniciar sesión.
Después de iniciar sesión puedes refrescar la página presionado el siguiente botón.

Suscríbete

 

Suscripción plus
(impresa y digital)

1 año por $ 799 MXN

Entrega de la edición impresa*
Lectura de la versión impresa en línea
Acceso ilimitado al archivo
Contenidos especiales

Suscríbete

*Para envíos internacionales aplica un cargo extra, la tarifa se actualizará al seleccionar la dirección de envío

 

Suscripción digital

1 año por $ 399 MXN

Lectura de la versión impresa en línea
Acceso ilimitado al archivo
Contenidos especiales

Suscríbete

¿Eres suscriptor de la revista y aún no tienes tu nuevo registro?

Para obtenerlo, sólo tienes que validar tus datos o escribe a [email protected].

Escribe tu correo para recibir el boletín con nuestras publicaciones destacadas.


Publicado en: 2013 Julio