2500 a.C.: Sumeria. Hechizo sexual. Instrucciones, para mujer: 1. Atar un carnero a la cabecera de la cama y un burro a la piecera de la cama. 2. Sentarse, o pararse, o arrodillarse en el centro de la cama. 3. Recitar el conjuro, incluyendo “Que mi vagina pueda sujetar con fuerza su pene”; “Que tu pene crezca tan largo como un garrote”; “Estoy sentada en una red de seducción”.

c. 2000 a.C.:
Egipto. Una invocación a Ra-Horachte. Instrucciones, para un hombre: 1. Recitar el conjuro, incluyendo “Que____ nacida de____ venga a mí como una vaca tras la hierba”; “Como una criada tras sus hijos”; “Si no logran que venga tras de mí le prenderé fuego a Busiris y quemaré a Osiris”.

c. 1150 a.C.: India. Himno del Atharvaveda. Instrucciones, para un hombre: 1. Bañarse y asearse a fondo. 2 Recitar el conjuro, incluyendo “Desea mi cuerpo, ama mis pies, ama tú mis ojos, y ama mis piernas”; “Madres de la mantequilla, que las vacas predispongan a esa doncella a amarme”.

c. 500 a.C.: Egipto. Hechizo de amor mutuo. Instrucciones, para el hombre: 1. Verter aceite de cocina en un platito. 2. Sostener el plato cerca de la boca. 3. Hablando por encima del aceite, recitar el conjuro, incluyendo “Te llamo, aceite. La luna y el sol: los llamo”; “Sí, sí, te invoco: aquel cuya cabeza está en el cielo, cuyos pies están en el abismo”; “Y haz que mi amor esté en su corazón y el suyo en el mío”.

Fuente: Lapham’s Quarterly, “Magic Shows”, verano, 2012.