Nadie sabe para quién escribe

Hay temas que no son de una ¿no? Como dice mi ex, si eres gente de gatos pues quizás te valen gorro los perros. Yo, como soy gente de tortillas —muy lesbiana— poco me había importado la disfunción eréctil y todo lo que gira alrededor de esa idea. Y sí, no soy pura sangre, pero la neta es que los caballeros que me hicieron el favor de visitar mi cama en cierta etapa de mi vida no me marcaron de manera fundamental. Sin culpa de ellos por supuesto, porque yo como soy muy buena lesbiana —gracias a la Virgencita de Guadalupe que con su manto sagrado me hizo así— fui muy mala heterosexual.

Este artículo está disponible sólo para suscriptores

Si ya tienes una suscripción puedes iniciar sesión.
Después de iniciar sesión puedes refrescar la página presionado el siguiente botón.

Suscríbete

 

Suscripción plus
(impresa y digital)

1 año por $ 799 MXN

Entrega de la edición impresa*
Lectura de la versión impresa en línea
Acceso ilimitado al archivo
Contenidos especiales

Suscríbete

*Para envíos internacionales aplica un cargo extra, la tarifa se actualizará al seleccionar la dirección de envío

 

Suscripción digital

1 año por $ 399 MXN

Lectura de la versión impresa en línea
Acceso ilimitado al archivo
Contenidos especiales

Suscríbete

¿Eres suscriptor de la revista y aún no tienes tu nuevo registro?

Para obtenerlo, sólo tienes que validar tus datos o escribe a [email protected].

Escribe tu correo para recibir el boletín con nuestras publicaciones destacadas.


Publicado en: 2012 Febrero