DE LA MUERTE NIÑA

Casa de la Chayo

Sebastián sube al automóvil. Siente el alivio de marcharse y le ruega a su ángel de la guarda que cure el cáncer de su madre, porque la verdad, es ella quien morirá pronto. ¿Por qué no se muere papá en el lugar de mamá?

—Sebastián, ahora que estamos solos, dime: ¿Qué te parece Chayo para que sea tu mamá?”

Carmen Rioja: La muerte niña, El Hechicero, Ediciones, Querétaro, Mexico, 2002, 93 pp.