A quien nos lee,
si quieres apoyar nuestro trabajo te invitamos a suscribirte a la edición impresa.

SUSCRÍBETE

En nexos 156 publicamos un artículo de David Werner («la guerra antidrogas») que muestra los efectos de la guerra a la droga en el pueblo de Lodasal, Sinaloa. Un grupo de campesinos fue acusado de sembrar mariguana. Werner señaló sus dudas y estableció la inocencia de los acusados. Dos meses después (nexos 158) publicamos una carta del mismo David Werner, en la que denuncia el asesinato de Liberato Ribota Melero, uno de los declarantes de su artículo. Ahora publicamos una carta más, del juez Mario Cantú Barajas, quien estuvo a cargo del caso, y nos envió el expediente del proceso. Asimismo, le pedimos a Luis de la Barreda Solórzano que hiciera una lectura del expediente y nos remitiera su diagnóstico.

México. D.F.. a 21 de febrero de 1991.

Sr. Héctor Aguilar Carnín

Mazatlán ll9, Col. Condesa

México, D.F.

Sr. Aguilar Camín:

Esta es personal. Yo soy el juez «Cantú Braja», mencionado en los números de diciembre y enero (nexos 156 y 158) de la revista dirigida por usted, en los artículos de David Wemer. He sido lector de la revista desde su primer número, cuando tenía formato de «jornada». Quizá no sea necesario, pero le remito copia del expediente ventilado en contra de Liberato Ribota. Espero que compruebe o por lo menos dude de mi supuesta prevaricación o corrupción. Créame que no soy ni una cosa ni la otra y, por otro lado, que no dejaré de leer su revista. Gracias.