El 29 de mayo pasado la Secretaría de Educación Pública (SEP) anunció la suspensión indefinida del calendario de evaluaciones publicado por el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE). Esta decisión suscitó una ola de protestas y, casi de inmediato, el INEE manifestó su desacuerdo con dicha medida que ponía en peligro la más importante de las reformas que ha impulsado el actual gobierno. En los días siguientes se desencadenó un candente debate sobre la decisión de la SEP. Finalmente, el martes 8 de junio, la misma Secretaría cambió su postura y afirmó que nunca tuvo la intención real de cancelar las evaluaciones educativas.

El propósito de este artículo es ofrecer algunos elementos que ayuden a comprender el significado profundo de lo que está ocurriendo en educación y para ello se abordarán temas que nos parecen cruciales.

reforma-educativa

Necesidad del país de contar con un número suficiente de docentes bien preparados

Nuestra nación, como otras, enfrenta el gran reto de elevar la preparación de sus maestros para ofrecer una educación de calidad a los millones de niños y jóvenes que han de cursar la escolaridad obligatoria. Un buen docente es determinante para mejorar los resultados educativos. La historia de la educación en diversos países industrializados muestra que para garantizar una adecuada preparación de los maestros es indispensable evaluar sus competencias disciplinarias y didácticas en tres momentos de su carrera profesional: al ingresar a la carrera se les evalúa para seleccionar a los aspirantes que posean el perfil deseable; al egresar, antes de ejercer la docencia, la evaluación busca certificar que cuenten con las competencias mínimas requeridas para el ejercicio de su profesión; y, durante el ejercicio profesional se les evalúa para asegurar que hayan cumplido bien con su tarea pedagógica y se mantengan actualizados. En este tercer momento también se evalúa a los docentes para considerarlos en los programas de promoción y reconocimiento.

Es claro que la evaluación docente por sí misma no puede garantizar que un país cuente con profesores bien preparados, si antes no han existido procesos robustos de formación inicial y de formación continua. Cuando la evaluación es pertinente, justa y válida, puede funcionar como un mecanismo de control de calidad que indique, tanto al sistema educativo como al docente, cuáles son las áreas de mejora. No obstante, en México no se han tenido buenos procesos de formación de profesores ni se ha contado con sistemas de evaluación con las características mencionadas.

Lo cierto es que el país no cuenta con un número suficiente de maestros capaces de operar eficazmente el Sistema Educativo Nacional (SEN), caracterizado por su gran tamaño, diversidad, complejidad e inequidad. La información disponible da cuenta de la pobreza del SEN, y para muestra los siguientes tres datos: 1) solo poco más de la mitad de los jóvenes de entre 15 y 17 años cursa la educación media superior; 2) según la prueba PISA, cerca del 40% de los estudiantes de 15 años es incapaz de utilizar la lectura como herramienta para impulsar y ampliar sus conocimientos en otras áreas; y 3) 60% de los normalistas que se presentaron al Concurso de Ingreso el año pasado, carece del perfil necesario para ejercer la docencia.

La Reforma Educativa y sus primeros avances

Para atender la necesidad que tiene México de mejorar la calidad de su educación, el gobierno del Presidente Peña Nieto lanzó en diciembre de 2012 la iniciativa de diseñar e implementar una Reforma Educativa (RE) de gran calado. Esta reforma colocó en el centro de su acción al mérito académico y la profesionalización de la actividad docente como mecanismos para el ingreso, la promoción, el reconocimiento y la permanencia en el servicio público de la educación obligatoria. Con la RE se pretende ordenar el SEN eliminando (o disminuyendo al menos) algunas de las malas prácticas que han perjudicado a la educación del país, tales como el pase automático, la venta o herencia de plazas y el clientelismo corporativo.

Sin embargo, para mejorar el ejercicio docente y privilegiar el mérito es indispensable evaluar a los maestros y, con ello, contar con información válida y pertinente que permita tomar decisiones basadas en evidencias. Desde esta óptica, la evaluación juega un papel fundamental para garantizar que solo los aspirantes normalistas, o profesionales de la educación formados en otras instituciones, que posean un perfil adecuado —idóneo, según los términos de la ley— sean quienes ingresen al sistema educativo público; que los mejores docentes sean reconocidos en su propia función; que sean promovidos a cargos directivos, de supervisión y de asesoría técnica pedagógica; y, que los docentes que cumplan cabalmente con su función sean quienes permanezcan en el servicio educativo. De manera complementaria a la evaluación y al mérito, la RE enfatiza el desarrollo profesional de los maestros en servicio, a través de mecanismos de capacitación y tutoría. La idea central es que cada docente identifique sus áreas de oportunidad para mejorar sus competencias pedagógicas y, con ello, se logre favorecer el máximo aprendizaje de los estudiantes. Así, evaluación y formación docente forman un binomio inseparable donde se cimienta la RE.

La Reforma implicó modificar el artículo 3º constitucional y la Ley General de Educación (LGE), así como promulgar dos nuevas leyes secundarias: la Ley General del Servicio Profesional Docente (LGSPD) y la Ley del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (LINEE). Estas últimas están diseñadas para que la SEP, a través de la Coordinación del Servicio Profesional Docente, y el INEE trabajen de manera coordinada, de tal manera que los procesos de evaluación señalados en la Constitución y en las leyes secundarias se realicen en tiempo y forma.

En el marco del Servicio Profesional Docente (SPD), al INEE le corresponde normar y supervisar los procesos de evaluación docente; por su parte, la SEP es responsable de diseñarlos, organizarlos e implementarlos. Este proceso es sumamente complejo pues está conformado por una gran cantidad de etapas, procedimientos e instrumentos, en donde ambas instituciones deben trabajar de manera coordinada para lograr que la evaluación docente cumpla cabalmente con los propósitos para los cuales se diseñó.

Avances en materia de evaluación docente en México

El primer proceso de evaluación en el marco del SPD tuvo lugar en el ciclo escolar 2014-2015 con los dos concursos de oposición (uno ordinario y otro extraordinario) para ingresar a los niveles de educación básica y media superior. Aunque originalmente se había planeado la realización solo del primero de ellos, el bajo porcentaje de aspirantes que obtuvo resultados satisfactorios y la necesidad de las entidades federativas de ocupar las plazas vacantes, obligaron a realizar un concurso extraordinario. En la siguiente tabla se muestran algunos datos que dan idea de la magnitud del proceso de evaluación.

Indicadores de los concursos para el ingreso al SPD: 2014-2015
Indicadores Educación básica Educación Media Superior
Plazas de jornada 16,135 2,648
Plazas por hora/semana/mes 65,530 76,248
Aspirantes evaluados para el ingreso al SPD 146,890 34,637

 

Como en su momento se informó, una gran cantidad de aspirantes a ingresar al SPD no obtuvo una calificación satisfactoria en estos primeros concursos de oposición: 88 mil 770 (60%) en educación básica y 23 mil 260 (67%) en educación media superior.

Respecto de los procesos de evaluación para el ciclo 2015-2016, al 17 de mayo de 2015 se habían registrado 246 mil 256 aspirantes a participar en los ocho concursos que se realizarán en la educación básica y media superior correspondientes al Ingreso y Promoción a cargos de Dirección, Supervisión y Asesoría Técnica Pedagógica.

Retos para implementar la reforma y la decisión de suspender indefinidamente la evaluación de docentes

La RE en materia de evaluación docente pasó su primera prueba con la realización de los concursos de ingreso 2014-2015 para la educación básica y media superior. Sin embargo, la verdadera “prueba de fuego” está representada por la evaluación del desempeño a profesores que se encuentran en servicio, que incluye la promoción en la función y la permanencia. La promoción en la función implica, entre otras posibilidades, obtener mayor número de horas frente a grupo o un tipo de reconocimiento (económico o de otro tipo); el reconocimiento en el servicio significa la posibilidad de fungir como tutor o asesor técnico pedagógico; y, la permanencia se traduce en mantenerse en la función que se desempeña. La evaluación del desempeño de cerca de 1.4 millones de docentes está programada para realizarse en un periodo de tres años, comenzando a partir del mes de septiembre de 2015.

Todas las evaluaciones deberán proporcionar información que permita mejorar las competencias pedagógicas y disciplinares de los profesores a través de actividades de desarrollo profesional que garanticen un mejor desempeño de los docentes y, en consecuencia, un mejor aprendizaje de sus estudiantes.

Si bien los propósitos principales de esta evaluación son: a) valorar el desempeño de los maestros para garantizar el nivel de suficiencia en la función que desempeñan y b) identificar necesidades para emprender las acciones de formación continua, tutoría y asistencia técnica a los docentes, no se puede obviar el hecho de que esta evaluación tiene consecuencias importantes, tanto positivas como negativas, para los profesores. Esta es la razón por la que el magisterio ha manifestado su preocupación por la forma en que serán evaluados, y en algunos casos, su rechazo absoluto a la RE.

Esta oposición de los profesores se ha expresado principalmente a través de la Sección 22, de Oaxaca, del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), conocida como Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), aunque esa oposición ha tenido eco en otros estados como Guerrero, Michoacán y Chiapas. Los maestros disidentes han realizado actividades de protesta tanto en sus entidades como en el Distrito Federal, llegando al extremo de bloquear carreteras, asaltar edificios que albergan oficinas de educación y del Instituto Nacional Electoral, obstruir el acceso a aeropuertos y ocupar, por periodos prolongados, espacios céntricos de diversas ciudades. Incluso hubo intentos, sin éxito, de boicotear las elecciones del 7 de junio pasado.

La querella de la suspensión

En respuesta a la decisión unilateral por parte de la SEP de suspender la evaluación docente, el INEE emitió un comunicado en el que exigió al Gobierno de la República dejar sin efectos la suspensión indefinida de los procesos de evaluación del SPD argumentando, entre otras razones que:

“…esta decisión atenta contra el artículo 3º de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y de sus leyes reglamentarias, así como de los lineamientos para regular los procesos de evaluación del Servicio Profesional Docente (SPD), del Programa de Mediano Plazo para la Evaluación del SPD 2015-2020 y del Calendario de Evaluaciones 2015…” (Comunicado de prensa No. 20)

La posición del INEE fue enérgica y clara. Pero la decisión de la SEP fue también duramente criticada por organizaciones sociales lo cual se reflejó en los medios de comunicación y en las redes sociales como un clamor social de vastas dimensiones. En la inmensa mayoría de los casos se le exigió al Gobierno Federal no violentar la autonomía del INEE y continuar con la evaluación de los docentes, al considerarla un componente central de la RE y un elemento indispensable para mejorar la calidad de los servicios educativos del país. El caso trascendió a los medios de comunicación internacionales como el The Financial Times, The  Economist y el Wall Street Journal. Afortunadamente, como se dijo antes, el Secretario de Educación, Emilio Chuayffet Chamor, modificó su postura días más tarde al anunciar que se mantenían las fechas de los procesos de evaluación de Ingreso, Promoción y Permanencia en el SPD. Esta decisión, que impidió se afectara el calendario de las evaluaciones, fue gratamente recibida por el INEE, la sociedad civil y los medios de comunicación.

Reflexiones finales

La reacción pública ante la “suspensión indefinida” de la evaluación docente fue una expresión política poderosa de la sociedad y una defensa de la RE, la cual, desde este punto de vista, obtuvo un triunfo político contundente. Hoy en día es difícil poner en duda el anhelo social por que los cambios anunciados en educación continúen y se lleven a buen término. Y habría que añadir esto: ninguna otra reforma  educativa del pasado concitó tal apoyo, lo cual pone de relieve la importancia que la sociedad concede a los cambios educativos propuestos.

Vueltas las aguas a su cauce normal, es posible reflexionar con mayor cuidado sobre lo ocurrido. El episodio de la “suspensión indefinida” de las evaluaciones, al parecer, tuvo una auténtica justificación dado que en el momento en que se dio el anuncio se presentaba una carencia real de condiciones materiales para la realización de evaluaciones (falta de sedes y de equipo informático, según se dijo). Pero, visto en retrospectiva, es imposible negar que  se trató también de una acción esencialmente política: la “suspensión” mejoró de algún modo las condiciones para la realización pacífica de las elecciones (objetivo político crucial del Gobierno Federal) y probablemente debilitó la resistencia de muchos docentes a la evaluación.

Pero el peligro que corre la reforma educativa no ha sido completamente superado. Si bien es posible que no tenga “enemigos internos” como inicialmente se sospechó, en el exterior se ha constituido un escenario bastante complejo. En algunos  estados de la república como Oaxaca, Guerrero, Michoacán, no sólo se ha cristalizado un movimiento de oposición y rechazo a la RE, sino que además se han gestado acciones colectivas violentas que van más allá del horizonte educativo. He aquí el auténtico México bronco al que se refería don Jesús Reyes Heroles: zonas de la nación que escapan a la soberanía estatal y que desprecian el estado de derecho; lugares donde se mezclan, indiferenciados, grupos políticos radicales, guerrillas, bandas armadas de delincuentes y poderosas organizaciones del narcotráfico; pueblos que viven en un estado de insurrección crónica, sitios donde le agitación contra la autoridad se ha convertido, pasmosamente, en un jugoso negocio. Este escenario aterrador debe convocar a todas las fuerzas de la república a emprender una acción seria, vigorosa y sin rodeos, que permita restituir la civilización que ha colapsado en esas regiones.

Se comprende que en estas regiones convulsionadas, agitadas, en esta mezcla confusa de intereses, donde la irracionalidad ha terminado por imponerse como discurso cotidiano, el tema de la reforma educativa y de la evaluación docente se hayan convertido en objetos preferidos de la demagogia radical que se sustenta en la ignorancia y el prejuicio.

Eduardo Backhoff Escudero y Gilberto Guevara Niebla son miembros de la Junta de Gobierno del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE).

 

14 comentarios en “La Reforma Educativa y la evaluación docente: retos para su implementación

  1. Con engaños no se llegará a ningún resultado, ¿las acciones que se han emprendido por el gobierno son reformas a la educación, o son reformas laborales para desplazar a los profesores disidentes?, ¿se ha tomado en cuenta a los educadores en los planteamientos del gobierno para modernizar a la educación?, ¿la sociedad no cuenta, los padres de familia donde quedan?, ¿solo los empresarios saben “educar” para sus intereses? , existen muchas dudas acerca del modelo educativo que se quiere transformar y nadie compra a ciegas un producto si éste no se conoce.

  2. Por desgracia la educación en México no está funcionando, los primeros responsables de esta desgracia son los padres de familia y el sistema educativo. La evaluación es necesaria para liberarnos de profesores que no cumplan con el perfil, es así de duro pero necesario. Así como los alumnos tienen que pasar por exámenes de aptitud para entrar a las mejores universidades, lo mismo debería aplicarse con los profesores. ?¿Tienes los elementos básicos e indispensables para adoptar un nuevo modelo educativo? Si, serás parte del nuevo proyecto. No, tienes que buscar una nueva actividad y el gobierno tiene que apoyarte para que te puedas colocar en otra actividad.

  3. ¿Cómo se va a evaluar el desempeño de los maestros? ¿Se tomará en cuenta el resultado que obtienen los estudiantes en pruebas estandar, como se hace en otros países?

    • El desempeño estimado Manuel, no sólo está basado en un resultado de una prueba estándar como se hacía en el pasado, hoy está basado en la práctica pedagógica en diversas vertientes. Para más información se sugiere descargar un archivo en PDF publicado por la SEP titulado “Evaluación del desempeño 2014 – 2015” donde menciona que el desempeño además de un examen que hará EL MAESTRO (porque lo de PLANEA considero que recupera el verdadero sentido que tienen las pruebas estandarizadas para los alumnos que es hacer un diagnóstico que sirva para reflexionar sobre el perfil de egreso) se sustentará en la planificación didáctica de la clase, video de tu práctica docente, etc. Además se exponen de manera clara algunos instrumentos de evaluación del desempeño como: 1. Informe de cumplimiento de responsabilidades profesionales 2. Expediente de evidencias de enseñanza 3. Examen de conocimientos y competencias didácticas 4. Planeación didáctica argumentada 5. Evaluación complementaria

  4. Si únicamente consideran que la evaluación a docentes servirá para mejorar la educación, creo que estan muy mal!

  5. Me decepciona el artículo y la opinión final, particularmente de Guevara Niebla. El texto es fundamentalmente informativo, sólo al final emiten algunas opiniones, pero son más bien juicios que no fundamentan con el problema educativo. El penúltimo párrafo resulta extrapolado y parececiera que busca a toda costa relacionar la protesta magisterial con el “México bronco”, como si ésta fuera su causa principal. Una duda: ¿en qué se basan para afirmar que “ninguna otra reforma educativa del pasado concitó tal apoyo”?, ¿qué datos utilizan?, ¿en donde obtuvieron la información? Muchas gracias.

  6. En 1983 decía uno de los más grandes estadistas de la educación Reyes Heroles que la SEP era un elefante reumático, hoy en una lucha constante por recomponer el sistema educativo nacional viene a colación la RE, que desde mi humilde opinión ha estado trunca, ¿por qué? porque ha faltado que la autoridad educativa haga un trabajo de campo (deje el escritorio y baje a la realidad) para que observe los verdaderos datos, se de cuenta de la crudeza social con la que trabajamos día a día los docentes. Siendo un analista del señor Chuayffet Chemor (NO CHAMOR COMO ESTÁ REDACTADO EN EL PRESENTE ARTÍCULO) y que en muchas ocasiones coincido con la idea mas no con la práctica del mismo, da tristeza escuchar cifras de pagos a maestros falsas, donde dice que el magisterio gana miles de pesos. Considero que la RE hará eco siempre y cuando se cuenten con datos crudos, haya una mejor formación de formadores, se de un verdadero acompañamiento y tutoría al profesorado para mejorar día a día su práctica pedagógica. Tengo un sueño de que los maestros tengamos las herramientas suficientes y los medios para desaprender y reaprender, tengo un sueño de que al maestro se le reconozca por su valía social y no se le etiquete con un simple examen, tengo un sueño de que el profesorado mexicano se haga escuchar en el concierto de las naciones, tengo un sueño de que la evaluación y todo el proceso de moda sea fidedigno, objetivo, real, de respeto y de fuerza, belleza y candor pedagógico. Es cuanto:.

  7. La educación en México no va a cambiar con un examen de oposición o como lo pretende el gobierno de la República, mediante la aplicación de éste, si el Dr. Guevara Niebla, hace estos comentarios, debe de tener en cuenta que, para que mejore la educación, se tiene que mejorar las condiciones de vida de la inmensa mayoría del pueblo, mejorar los salarios, las horas laborables y que los padres de familia este mas tiempo en su casa para darles más atención a sus hijos, Además de recuperar la personalidad del docente ante la sociedad, pues ahora en ala actualidad somos rehenes del las autoridades educativas y de los padres, además de la gran descalificación de los medios de comunicación.
    Los maestros del país se ha superado con sus propios y escasos recursos sacrificando el bienestar de sus familia, ¿No creen que se debe de mejorar los salarios de los docentes?, pues esta es una profesión de tiempo completo.
    Si en verdad quieren que mejore la educación en México, invierta en ella, y tiren los recursos en programas clientelares.

  8. Considero que es verdad que haya una reforma educativa. pero creo que esta debe de partir desde las altas esferas, dado que los planes y programas de educación siempre lo realizan personas que nada tienen que ver con educación,desde las instituciones que se han encomendado para la formación de los docentes, ya que existe una desarticulación de los planes y programas para tener un perfil ” idóneo” como ahora lo llaman, desconocen la realidad de que es una escuela pública y la labor del docente en su escenario diario, las carencias, en las cuales tiene que desarrollar su labor. Nos culpan del bajo rendimiento en todos los aspectos pero es lo han pedido continuamente con los cambios a los planes y programas, por lo tanto no creo que del todo seamos culpables. El sistema lo implementa cada sexenio y no hay continuidad, solo se busca ahora despretigiar al magisterio de algo que siempre ha estado torcido. todos son intereses de orden particular. Y tengo una pregunta, las escuelas particulares entran en esta evaluación?

  9. Tenemos que partir de algún punto y la examinación es una primera etapa. Hay muchas críticas hacia la Reforma Educativa y algunos la tachan de fraude por querer desplazar a Maestros. Lo cierto es que es necesario una evaluación concebida como proceso y de acuerdo a las tres etapas que contempla la propuesta del INEE lo es. Aquellos Mtros que no sepan lo mínimo de la materia que aspiren a impartir no deben ser aceptados para estar frente a las aulas, más allá del contexto al que pertenezcan. Por otro lado veo un gran interés por las comunidades indígenas y me alegra mucho saber que se están tomando en cuenta para poder formar a los Mtros que necesitan. Sé que es un proyecto a largo plazo y que llevará tiempo arrancarla pero me interesa que también consideren a todos los niños con necesidades educativas especiales porque ellos son también parte de la exclusión de las escuelas tanto públicas como particulares y me refiero a exclusión en el sentido también de no ser atendidas sus necesidades lo que provoca el abandono escolar. Un punto que mencionó en una conferencia sobre la Reforma Educativa fue la de los Supervisores de Zona que deben ser evaluados y en su caso sustituidos por personal calificado para servir de apoyo a las escuelas no sólo con papeleo qué llenar sino con un profundo conocimiento de lo que se persigue con la Reforma Educativa. Son los supervisores de Zonas escolares la clave para supervisar y encausar un proceso de evaluaciones de alto alcance. Son los Directores de las Escuelas quienes se deben apoyar de expertos para adecuar sus Proyectos educativos en el Proyecto Nacional Educativo. Finalmente agregar que como Madre de Familia estoy muy al pendiente de los avances del INEE en materia de evaluación y confío en que no se trata de un asunto político como muchos dicen; que es el comienzo de un cambio profundo en la educación que necesita urgentemente nuestro país para su desarrollo de nuestros niños y jóvenes mexicanos. Confío en que la examinación es parte del proceso y que se irá contextualizando poco a poco a fin de incluir a la gran diversidad de comunidades y alumnos que existen en México. Diseñar una nueva prueba como PLANEA y descartar ENLACE es un gran paso. Propuestas son las que se necesitan, no criticas que no llevan a nada más que a la violencia y al desequilibrio social. ¿quién se suma a construir?

  10. La Reforma educativa esta en marcha, se están implementando diversas medidas para evaluar al sistema educativo. Que hay con respecto a la metaevaluación?? me interesa especificamente los controles de calidad del COPEEMS. soy docente del subsistema DGETI. por ello mi enteres.

  11. En 1990 en ls escuela secundaria donde yo laboraba se nos informo que todo el personal docente deberia presentar su titulo correspondiente a la materia impartida.fue lamentable, la DGESDF suspendio todo porque no se llego al minimo. Tiempo despues cuando mi hijo entro a la secundaria me llamaron en varias ocasiones porque mi hijo siempre corregia a la maestra de español. En cierta ocasion el y varios niños le quitaron su cuadernillo de trabajo a otro maestro y le dijeron que diera la clase asi y no pudo. En el estado de Hidalgo, en el estado de Veracruz asi como en el D.F.hay personas con plaza de docente, habiendo estudiado tan solo la primaria.. por esto y por mucho mas nunca vamos a progresar. Y esto no es de hoy recuerdo que mi abuelo nos decia que en 1914 ya no siguio estudiando la primaria porque el maestro era un chamaco que no sabia nada. Ahora es lamentable que la SEP todavia tenga personal no acreditado. Es por eso que se niegan a ser evaluados. Recuerden que un pueblo ignorante es presa facil de los gobernantes.

  12. Es bien cierto que aparte de la evaluación se calificaran otras cosas, como portafolios, planeación, etc, pero entonces si según la evaluación es complementaria , ¿porque al reprobar la evaluación se da de baja y se quita la plaza? ¿entonces lo demás ya no cuenta? son muchas incongruencias y falta de transparencia en los lineamientos de esta nueva reforma, poniendo de antemano un juicio muy vil; la culpa la tiene el maestro , entonces el maestro sera el evaluado. Esta reforma solo aclara la promoción, permanencia , pero no hacia donde va, no sabemos si en el sistema educativo habrá algún cambio, no hay nada claro.